Recortar costos es un termino comúnmente utilizado en los departamentos de mantenimiento, generalmente por decreto a estos le son recortados los recursos económicos en orden de buscar mantener o aumentar las ganancias de la empresa, efectivamente en el corto plazo lograran la meta referente a las utilidades pero al mediano y largo plazo el sistema productivo sufrirá consecuencias técnicas producto de la visión del recorte. Lo apropiado es una reducción de costos, proceso controlado y sistematizado que llevara al departamento de mantenimiento a revisar su gestión y aumentar la eficiencia en los procesos de mantenimiento, algunos de los puntos que ayudarían con una reducción de costos de mantenimiento son:

  1. Política de inventarios acorde a la realidad del mantenimiento: una política de inventario es definir "Cuando" y "Cuanto" pedir de un determinado repuesto, si la realidad es que la empresa tiene una dinámica reactiva de mantenimiento con valores de mantenimiento reactivo por encima del 35% la política de inventario debe adaptarse a esa realidad mientras el departamento enfoca sus energías en alcanzar una dinámica proactiva de mantenimiento y posteriormente adaptar la política de inventarios a dicha proactividad.
  2. Cumplimiento del plan de mantenimiento: el cumplimiento del mantenimiento planificado es esencial para una reducción de costos, las relación entre el mantenimiento reactivo y el preventivo es de 3 a 1 en el mejor de los casos, el diferir mantenimiento planificado implica entrar en una zona de riesgo de aparición de fallas producto de no efectuar oportunamente el mantenimiento preventivo.
  3. Mejorar la efectividad en la ejecución del mantenimiento: sin duda que el mantenimiento bien ejecutado ayuda a la disminución de las fallas reiterativas y por ende disminución del tiempo fuera de producción, aumentar el estimulo del personal, proporcionar recursos adecuados, mayor y mejor capacitación son esenciales para una correcta ejecución de las actividades de mantenimiento.
  4. Medir la gestión de mantenimiento: no se puede controlar lo que no se mide, cada nivel de la estructura administrativa del mantenimiento debe contar con una serie de indicadores que reflejen la dinámica del mantenimiento, deben existir indicadores para el departamento en general, así como para: gerentes, superintendentes, coordinadores y supervisores, de esa forma será posible que cada quien tenga control sobre ciertos aspectos que con solo indicadores globales no es posible identificar.

Consejo enviado por Alberto Landeaux, GP Allied

banner
Nuestra nueva publicación, Estudio de Mejores Prácticas de CMMS.
Con este estudio ustedes tendrán una amplia comprensión del uso de los sistemas computarizados de gestión del mantenimiento (CMMS), qué oportunidades de crecimiento a future tienen y qué mejoras pueden hacerse.
Regístrate y Descarga